Este es el blog de un equipo de Cuidados Paliativos... trabajamos "a pie de cama", en el domicilio del paciente, en su espacio más íntimo y personal.

Todos los días hay un viaje distinto, duro, sorprendente, triste, emocionante... y con un final.

¿Nos acompañas?.



miércoles, 9 de octubre de 2013

No DeJeS De HaBLaRMe NuNCa...


Aunque me llames de usted, déjame sentir que quieres que no te suelte de la mano, al tiempo que la tuya busca la mía, a veces con desespero. Canta conmigo aunque no nos sepamos la canción.

Mírame y vuélveme a mirar desde lo oscuro, desde ese abismo que veo en tus ojos y que da vértigo.

Desinhibida, abierta la puerta que guardaba la educación y los buenos modales, ahora escondes (no, tú guardas) cosas y  murmuras frases y palabras que nunca se atrevieron a cruzar el dintel y que ahora lo hacen a borbotones, sin censura ya…
Empiezas con ánimo frases que dejas colgadas flotando en el silencio que se interpone entre tú y el resto del mundo.
 Y haces tantas otras cosas que desconocíamos en ti, que eres una persona distinta a la otrora conocida; las dos queridas, la de antes con amor e intimidad y la de ahora, esa medio desconocida, además, con una gran ternura.

Y aunque de vez en cuando digas: “es que no estoy bien, estoy mal, muy mal… es que no os dais cuenta?”, con esa tristeza tuya, encontrada hace tan poco tiempo,…. por favor, no dejes de hablarme nunca.

... Y cuando tu voz se vuelva débil e ininteligible, no dejes de mirarme aunque no me veas o yo lo crea. Déjame soñar por ti.