Este es el blog de un equipo de Cuidados Paliativos... trabajamos "a pie de cama", en el domicilio del paciente, en su espacio más íntimo y personal.

Todos los días hay un viaje distinto, duro, sorprendente, triste, emocionante... y con un final.

¿Nos acompañas?.



miércoles, 12 de octubre de 2016

De 0 a 10.... ¿Qué nota le pondría a su dolor? y por cierto... ¿Quién es EVA?




Hoy siguiente con nuestros #paliativosvisibles y dentro de nuestra campaña #morirsindolor, hablaremos de ¿Cuánto le duele?. Para lograr el control del dolor es importante saber la "nota" que un paciente otorga a ese dolor.
Hay ocasiones en las que los pacientes tienen un deterioro cognitivo importante, demencias, etc. En estas ocasiones es del todo ilógico la utilización de una escala subjetiva, pero debemos conocer las diferentes escalas observacionales que existen y están validadas para medir el dolor en los pacientes con esas circunstancias, como por ejemplo la escala observacional PAINAD.

Las escalas de valoración del dolor son métodos clásicos de medición de la intensidad del dolor, y con su empleo podemos llegar a cuantificar la percepción subjetiva del dolor por parte del paciente, y ajustar de una forma más exacta el tratamiento analgésico.

EVA es la Escala Visual Analógica que permite medir la intensidad del dolor con la máxima reproductibilidad entre los observadores, siendo actualmente el instrumento de valoración del dolor más empleado. El paciente en una escala de 0 a 10 marca la intensidad del síntoma que se le propone. Los estudios realizados demuestran que el valor de la escala refleja de forma fiable la intensidad del dolor y su evolución. Por tanto, sirve para evaluar la intensidad del dolor a lo largo del tiempo, pero no sirve para comparar la intensidad del dolor entre distintos pacientes.

Existen numerosas escalas de valoración del dolor, algunas adaptadas a circunstancias clínicas y otras a la edad del paciente.

         Escala Numérica.
         Termómetro del dolor: Escala de caras de dolor revisada (FSP-R): para niños de 5-12 años.
         Verbal Rating Score.
         Escala conductual Behavioral Pain Scale (BPS) y Escala ESCID: para pacientes de UCI sedados.
         Para niños: http://revista.sedolor.es/pdf/2004_06_05.pdf
         En el adulto mayor: http://www.fedelat.com/info/3-dolor-en-el-adulto-mayor.html


El uso de una herramienta validada como la EVA en la valoración del dolor es imprescindible y debe aplicarse de manera sistemática en las siguientes situaciones:
1.      Al ingreso o en la consulta de un profesional sanitario.
2.      Después de un cambio en la situación clínica.

3.      Antes, durante y después de un procedimiento.