Este es el blog de un equipo de Cuidados Paliativos... trabajamos "a pie de cama", en el domicilio del paciente, en su espacio más íntimo y personal.

Todos los días hay un viaje distinto, duro, sorprendente, triste, emocionante... y con un final.

¿Nos acompañas?.



jueves, 30 de enero de 2014

MieDo...


A veces, muchas, me miras con los ojos muy abiertos, fijamente me escudriñas e intentas que no se te escape un solo detalle de lo que ellos ven. Tienes miedo. Preguntan con mucha cautela, diciendo lo que tu boca no se atreve a pronunciar, lo que tus labios callan. Más miedo.
 
Sólo me miras y yo no sé, no sé… soy incapaz de decirte toda la verdad; esa verdad de la que he hecho gala durante tantos años, esa verdad soportable que día a día he ido desgranando en el borde de la cama de pacientes que, como tú, intuyen, saben o sienten que la vida se escapa cada vez más deprisa, cuesta abajo. Esa difícil conversación, verbal y no verbal, con preguntas abiertas, con respuestas sinceras, con silencios llenos de palabras y emociones, que van y vuelven y en la que siempre se intenta que la puerta de alguna esperanza quede entornada…

Pero, ya ves, soy incapaz de hablar contigo de frente. Y me duele. También tengo miedo, si no más, al menos como tú.

Y pienso… qué diferentes son las cosas al otro lado, aquí en la tierra!
 
Alma